sábado, 4 de enero de 2014

Volver a nacer (Venuto al mondo) 2012

Director: Sergio Castellitto
Italia
2012

Actores principales: Penélope Cruz, y Emile Hirsch
Basado en la novela de Margaret Mazzantini

Sinopsis: Una mujer recibe la llamada de un antiguo amigo Bosnio, para ir a Sarajevo a participar en la inauguración de una exposición  de fotografías de su marido, ya muerto.
Va con su hijo de 16 años, que nunca conoció a su padre biológico, pero que nació allí. En este reencuentro con el pasado y con lo que sucedió durante la guerra de los Balcanes,  va cambiando el conocimiento que tiene esta mujer de su verdadera historia como madre.

Drama. Romance

Valoración cinéfila 7/10
Valoración adopción 9/10

Esta película nos hace recorrer una historia de amor, en la que se engarzan momentos oscuros, de mucha dureza, y que se nos irán descubriendo poco a poco, bien dosificados, hasta llegar a la traca final, que es inesperada y durísima.
En ese sentido recuerda a la película Incendies , ya comentada en nuestro blog. La vuelta a los lugares del pasado implica un reencuentro con el dolor y el descubrimiento de una historia horrorosa, vinculada a la guerras, que nos deja con un mal sabor y una visión de ellas sin posibilidad de idealización alguna.
 En algún momento de la película se plantea la posibilidad de que la pareja de protagonistas adopte. Y la psicóloga de la institución estatal les dice que su obligación es "disuadirles" (curiosa función para alguien que todavía ni les conoce), pero es " la policía" la que les niega la adopción , por los antecedentes de drogadicción del protagonista, y es ella la que les dice que ellos sí se merecen , más que nadie, una adopción.
Al final optarán por una madre subrogada, pero a lo salvaje, sin contratos, sin acuerdos legales, y al fallarles las estructuras médicas(a causa de la guerra)  deciden hacer un embarazo por la vía natural (un coito), ya que el hombre de la pareja sí es fértil.
Y la madre (no biológica) se quedará con el niño, a cambio de una suma de dinero que necesita la madre que pone su vientre y su óvulo.
Todo esto se complicará de tal manera, que el desenlace final es mucho más enrevesado y terminará de forma trágica para casi todos, aunque no para el hijo, al que se le seguirá ocultando su verdadera procedencia biológica.
Penélope Cruz está muy bien, así como Emile Hirsch. El hijo es el actor Pietro Castellitto, hijo del director y de la autora de la novela en la que se basa la película.
Hace un papel de una mujer obsesionada por la maternidad, tras haber perdido dos embarazos, y que ama profundamente a este hombre pasional y alocado, que le dará un hijo a pesar de su propio sufrimiento y de su propio desengaño con la vida.
Y aunque en la película hay momentos muy románticos y casi cómicos, asistimos a un verdadero drama, con un final inesperado, que nos hará conectar con lo peor de la especie humana, aunque también con el sentido que tiene el resistir, a pesar de todo y soportar tanto dolor y confusión, de la mejor manera posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada