viernes, 23 de enero de 2015

Pozos de ambición (There Will Be Blood ) (2007)

Director: Paul Thomas Anderson
(Novela: Upton Sinclair)
 EEUU
2007
158 min
Drama

Con Daniel Day-Lewis

Sinopsis: Texas, principios del siglo XX. Una historia sobre la familia, la avaricia y la religión. Daniel Plainview (Daniel Day-Lewis) se traslada a una miserable ciudad con el propósito de hacer fortuna, pero, a medida que se va enriqueciendo, sus principios y valores desaparecen y acaba dominado por la ambición. Tras encontrar un rico yacimiento de petróleo en 1902, se convierte en un acaudalado magnate. Cuando, años después, intenta apoderarse de un nuevo yacimiento, tiene que enfrentarse al predicador Eli Sunday (Paul Dano). Adaptación de la novela de Upton Sinclair "Petróleo", escrita en 1927. (FILMAFFINITY)
Valoracíon cinéfila 8/10
Valoración adopción 9/ 10

Peliculón, magnífico, que recoge la historia de un hombre muy ambicioso, que enloquece ante su búsqueda de enriquecerse.
Decide acoger y prohijar a un niño que no es suyo, pero que hace pasar porque sí lo es (era de un socio que murió en un accidente y dejó al niño sin familia) pero con la mala intención de dar pena y confianza a las gentes con las que intenta hacer negocio. Hablando siempre de la importancia de la familia y teniendo a su hijo enmedio de todos sus negocios, sólo para utilizarle como cebo.
La relación se desarrolla entre el respeto y el miedo, por este padre, presente, pero distante en el fondo. Tras un accidente, el niño queda sordo y el padre decide apartarle e internarle, debido a su mal comportamiento.
Cuando lo recupera, es ya una relación rota. Y hay una escena terrible en la que el padre confiesa a este hijo su verdadero origen, con una brutalidad y desprecio, increibles, como si nunca le hubiera querido.
Gran película, que merece la pena verse.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada